Muebles de cartón, la última tendencia ecológica

|

Muebles carton

Lo “verde” está de moda. Nos referimos al Medio Ambiente y a las acciones que favorecen su cuidado y que actualmente se encuentra de moda, especialmente ahora que se está celebrando la cumbre internacional sobre el cambio climático en París. Y una tendencia ecológica que está ganando adeptos y que cuenta con ejemplos en Andalucía es los muebles de Cartón.


El cartón se fabrica a partir del ensamblaje y apilamiento de suficientes capas de papel, con él se pueden hacer desde las conocidas cajas de cartón hasta muebles de todo tipo. Por otro lado, se sabe que al tener en mente este material, puede parecer una opción muy frágil para construir una estantería, una silla, un comedor o un armario.


Para llegar a los consumidores, uno de los mayores prejuicios a los que deben hacer frente los fabricantes de este nuevo método, es la supuesta poca estabilidad, durabilidad y fragilidad del material. Un mueble de cartón bien elaborado puede ser tan rígido, estable y fuerte como el mobiliario de madera, o algún otro material afín, con la aparente ventaja de ser más ligero y de fácil transporte.


En la región andaluza, Juan Antonio Delgado aprovechando su habilidad de diseño y los conocimientos obtenidos durante su carrera profesional como delineante, creó un negocio novedoso, Krtonplan, una nueva forma de construir mobiliario para comercios y hogar elaborado a base de cartón. Esta empresa, lleva dos años en el mercado y va dirigida a todos los públicos.


En esta época de crisis, cuando podemos necesitar trucos para comedores modernos u otros mobiliarios, vienen muy bien opciones accesibles para el bolsillo, especialmente cuando son muebles que utilizaremos solo una temporada como, por ejemplo, para una casa pequeña que ocuparemos por poco tiempo, o para los estudiantes que necesitan un escritorio.


En su elaboración no se utiliza ningún tipo de tornillo, pintura o cola, lo que abre la puerta a su reutilización. Además de las ventajas ecológicas, mantiene un precio muy popular, lo que le convierte en un producto al alcance de todos. Una estantería hecha de madera, por ejemplo, puede costar unos 400 euros, mientras que de cartón apenas llega a los 30 euros.


El producto se entrega sin montar, con unas instrucciones de cómo doblar el material diseñado para obtener el mueble que deseamos. Son apenas un par de pasos y el proceso es facilísimo. Como los muebles son el resultado de un material virgen, puede ser decorado al gusto de cada quien, lo que aumenta el atractivo de esta innovadora técnica que solo se desarrolla en otros dos puntos de España como son Valencia y Murcia.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.